El Gobierno porteño realizó tareas de refacción en el viaducto situado en Coghlan. Los trabajos se centraron en la limpieza de muros, el arreglo de escaleras y rampas para discapacitados y la renovación de canteros. El paso bajo nivel lucía muy deteriorado por la cantidad de grafitis que había en sus paredes. Los artistas Nico y Coto pintaron murales con aerosol y látex fomentando la identidad comunal.

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires realizó tareas de recuperación y puesta en valor del túnel de Monroe, situado en las inmediaciones de la Estación Coghlan. Entre los trabajos de remodelación y refacción del espacio, estuvo la limpieza de paredes que estaban vandalizadas, la pintura y arreglo de barandas, pisos, escaleras, rampas para personas con discapacidad y carteles de señalización.
Para llenar de color el túnel, los artistas Nico y Coto pintaron murales con aerosol y látex fomentando la identidad comunal. Ahora al entrar por Naón y Monroe vamos a encontrar homenajes a Pappo, Gustavo Cerati, Luis Alberto Spinetta y Luca Prodan. Y al usar la entrada peatonal de Washington y Monroe las paredes lucen homenajes a La Renga, Divididos y Los Redonditos de Ricota. En el exterior se pintaron los cordones, zócalos, cabinas de luz y de aire-luz del túnel.
Además se desmalezó y se limpiaron las zonas con vegetación. Para ello, se plantaron en los canteros ya existentes ejemplares de ruscus, abelias, coronas de novias y uñas de gatos, que produce el Vivero de la Ciudad de Buenos Aires. En tanto, sobre las entradas vehiculares se pintaron imponentes figuras del Cabildo y la Casa de Gobierno y se colorearon algunas imágenes de los Juegos Olímpicos Juveniles.

Comentarios

Comentarios

http://periodicoelbarrio.com.ar/wp-content/uploads/2016/07/Tunel-2-1-150x150.jpg