Hay preocupación en los vecinos por dos modificaciones del nuevo Código de Planeamiento. El proyecto que impulsa el oficialismo plantea la apertura de la calle Zamudio entre Beiró y Tinogasta y la construcción de un estadio cubierto dentro del terreno del Club Comunicaciones. “Esto amenaza con generar tránsito vehicular en una zona de protección histórica y arrasa a su paso con un jardín de infantes”, advierten.

Los vecinos de Agronomía están en alerta por la posible aprobación de dos medidas incluidas en el nuevo Código de Planeamiento Urbano que, según argumentan, “atentan en forma radical y definitiva contra la habitabilidad” de una barrio catalogado como Área de Protección Histórica. Por un lado, se refieren a la apertura de la calle Zamudio entre la Avenida Beiró y Tinogasta, tal como figura en el proyecto que ya tiene media sanción en la Legislatura porteña.
“Esto amenaza con generar tránsito vehicular en una zona de protección histórica y de gran biodiversidad, arrasando a su paso con un jardín de infantes de la Facultad de Agronomía de la UBA y un circuito de uso recreativo de bicicletas y de familias con niños”, explican desde el movimiento Queremos Buenos Aires.
La otra medida controversial es la construcción de un estadio cubierto dentro del predio del Club Comunicaciones, que tendría hasta seis hectáreas de dimensión y sería dado en licitación. Así consta en el Anexo II del proyecto. “La construcción de este estadio sólo agravaría la afluencia de tránsito y suciedad que ya vivimos por la actividad propia de un club, además de los ruidos molestos y altísimos durante toda la noche y hasta la madrugada de los recitales del Club Malvinas Argentinas, que queda a tan sólo diez cuadras”, agregan.
Los vecinos enfatizan que estas intervenciones urbanísticas también implicarían serias alteraciones ambientales sobre lo que es considerado el mayor espacio ecológico de la Ciudad, con fauna y flora originaria, y consecuentemente el riesgo real de desaparición. “Luego de más de un año de participar en todas las discusiones abiertas por el tratamiento del nuevo Código, de enviar cartas, de reunirnos con las áreas correspondientes y hasta con el jefe de Gobierno de la Ciudad, Horacio Rodríguez Larreta, vemos que nuestras preocupaciones al respecto continúan siendo pasadas por alto”, lamentan.
Impulsado por el oficialismo, el nuevo código fue aprobado en primera lectura por la Legislatura porteña en septiembre pasado y el 31 de octubre, al cierre de esta edición, se realizaba la audiencia pública. “Los vecinos del Barrio Rawson exigimos que la categoría de Área de Protección Histórica no sea un mero rótulo, que se consideren las necesidades del barrio y se eliminen del nuevo código estos dos puntos tan perjudiciales. El pulmón verde de Agronomía está en peligro”, afirman.

Comentarios Facebook
http://periodicoelbarrio.com.ar/wp-content/uploads/2018/10/Agronomia-150x150.jpg

Una Respuesta

  1. Mario A. Corti

    Comparto plenamente lo manifestado por los vecinos, conozco la zona porque nací y viví los años de mi infancia y juventud en las cercanías de ese predio en el que solía jugar y recorrer con mis primos y amigos de la infancia. Es una constante en este gobierno priorizar los negocios inmobiliarios utilizando siempre los espacios públicos y zonas verdes, que son como sabemos, bastante escasas.
    Algo parecido en menor escala, está ocurriendo en Villa Urquiza con los terrenos (ex ferrocarril) de la estación Gral. Urquiza del ferrocarril Mitre, que van a ser vendidos próximamente para la construcción de edificios de 40 metros de altura con el justificativo de que un 65% se destinarán a espacios públicos, que como conocemos por experiencias anteriores, terminan siendo de uso para esos edificios y tienen mucho más cemento que vegetación.
    Sería importante tomar en cuenta lo actuado por los vecinos de Villa Pueyrredón cuando ocurrió algo parecido con los terrenos de esa estación.

    Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.