Por Luis Alposta
luisalposta2016@fibertel.com.ar

En la ciudad de Buenos Aires, el tranvía tirado por dos caballos y precedido por un “postillón”, “mago del cornetín”, se independizó del ferrocarril y estrenó vías y líneas propias un domingo de carnaval. Eso fue el 27 de febrero de 1870; un año en el que, además, nacía el tango y comenzaba a realizarse, a modo de ensayo, el adoquinado de varias calles de la ciudad. Pocos años después una crecida red tranviaria, que llegó a ser la más extensa del mundo, nos haría vanagloriar de estar viviendo en una urbe conocida aquí y afuera como la Capital del Tranvía.
Así fue como las distintas compañías tranviarias, que estaban obligadas no sólo a cumplir con frecuencias y horarios, sino también a construir y mantener el balasto entre los rieles y a dar buena iluminación a lo largo de sus recorridos, contribuyeron, en gran medida, a introducir cambios urbanísticos de importancia.
A fines del siglo XIX la “tracción a sangre” le cedió paso a la electricidad. A treinta millas por hora y con capacidad para 36 pasajeros sentados, entre quintas, hornos de ladrillos, casas modestas, baldíos extensos y uno que otro chalet con tejado inglés, estos trepidantes “loros” y “marfiles” (en alusión a sus respectivos colores) atravesaron una época que coincidió con el desarrollo y la prosperidad de los barrios.
En aquel tiempo, con 146 kilómetros de vías tranviarias, Buenos Aires fue conocida como la ciudad de los trainways. Posteriormente serían cuatro las líneas (7, 15, 90 y 96) que tendrían parada terminal en Villa Urquiza. Una quinta, la 35, pasaría por sus calles para seguir luego hacia la vecina Villa Devoto. Veamos ahora cuáles han sido sus recorridos:

Línea 7: Originariamente pertenecía a Tranvías Lacroze de Buenos Aires Ltd.
Estación Álvarez Thomas: Álvarez Thomas 1275.
Luces: Azul y blanco.
Recorrido de Villa Urquiza a Reconquista y Corrientes: Aizpurúa, Bebedero (hoy Pedro Ignacio Rivera), Triunvirato, Corrientes, Jorge Newbery, Lemos, Vera, Thames, Velazco, Corrientes, Salguero, Sarmiento hasta Reconquista).
Vuelta: Reconquista, Corrientes, Vera, Lemos, Jorge Newbery, Corrientes, Triunvirato, Guanacache (hoy Franklin Delano Roosevelt), Aizpurúa hasta Bebedero.

Línea 15: Originariamente pertenecía a Tranvías Lacroze de Buenos Aires Ltd.
Estación Centenario: Cerviño y Oro.
Luces: Amarillo doble.
Recorrido de Bebedero y Aizpurúa a Estación Retiro F.C.C.A.: Aizpurúa, Bebedero, Triunvirato, Federico Lacroze, Ciudad de La Paz, Soler, Bonpland, Paraguay, Serrano, Charcas, Coronel Díaz, Mansilla, Pueyrredon, Charcas, Reconquista, Leandro N. Alem, Maipú hasta Eduardo Madero.
Vuelta: Eduardo Madero, San Martín, Paraguay, Gallo, Sánchez de Bustamante, Paraguay, Andrés Arguibel, Soler, Ciudad de La Paz, Federico Lacroze, Triunvirato, Guanacache hasta Aizpurúa y Bebedero.

Línea 90: Originariamente pertenecía a la Compañía Anglo Argentina.
Estación Álvarez Thomas: Álvarez Thomas 1275.
Luces: Rojo y amarillo.
Recorrido de Villa Urquiza a Plaza Constitución: Bucarelli, Bebedero, Triunvirato, Corrientes, Jorge Newbery, Lemos, Vera, Thames, Velazco, Corrientes, Salguero, Colombres, San Juan, Entre Ríos, Garay hasta Lima Este.
Vuelta: Lima Este, Brasil, Entre Ríos, San Juan, Quintino Bocayuva, Gascón, Corrientes, Vera, Lemos, Jorge Newbery, Corrientes, Triunvirato Guanacache, Bucarelli hasta Bebedero.

Línea 96: Originariamente pertenecía a la Compañía Anglo Argentina.
Estación Álvarez Thomas: Álvarez Thomas 1275.
Tablero y luces: Verde doble.
Recorrido de Villa Urquiza a Plaza de Mayo: Aizpurúa, Bebedero, Álvarez Thomas, Bebedero, Acha, Álvarez Thomas, Jorge Newbery, Córdoba, Pasteur, Viamonte, Talcahuano, Santiago del Estero, Moreno, Defensa hasta Alsina.
Vuelta: Alsina, San José, Uruguay, Tucumán, Ayacucho, Córdoba, Jorge Newbery, Álvarez Thomas, Donado, Monroe, Triunvirato, Guanacache, Aizpurúa hasta Bebedero.

Línea 35: Originariamente pertenecía a la Compañía Anglo Argentina.
Estación Centenario: Cerviño y Oro.
Luces: Amarillo doble.
Recorrido de Villa Devoto a Plaza de Mayo: Pedro Morán y Gualeguaychú, Habana, Fernández de Enciso, América, Olazábal, Burela, Monroe, Triunvirato, Guanacache, Colodrero, Bebedero, Álvarez Thomas, Nahuel Huapí, Cabildo, Juramento, Luis María Campos, Santa Fe, calzada circular de Plaza Italia, Las Heras, Callao, Leandro N. Alem hasta Rivadavia.
Vuelta: Rivadavia, Rosales, Cangallo, Eduardo Madero, Corrientes, Leandro N. Alem, Callao, Las Heras, calzada circular de Plaza Italia, Santa Fe, Luis María Campos, Echeverría, Cabildo, Congreso, Crámer, Nahuel Huapí, Acha, Monroe, Burela, Olazábal, América, Fernández de Enciso, Joaquín V. González, Habana, San Nicolás, Pedro Morán hasta Gualeguaychú.

Recordemos que en el tramo de la calle Guanacache (hoy, Franklin D. Roosevelt) los tranvías circulaban sobre la vereda par de dicha arteria. La finalización de esta epopeya fue en febrero de 1963, en Belgrano, cuando los porteños le dijimos adiós al último motorman y más de un tranvía devino en “escuelita”.

Comentarios Facebook
http://periodicoelbarrio.com.ar/wp-content/uploads/2018/08/Tranvia-96-150x150.jpg

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.