Elisa Carrió coronó una elección histórica y reafirmó el dominio de Cambiemos en la Ciudad de Buenos Aires. En segundo lugar se ubicó Unidad Porteña, con Daniel Filmus a la cabeza, y más relegado Martín Lousteau, que perdió gran parte de los votos cosechados en 2015. Cómo eligieron los vecinos de los barrios aledaños.

En coincidencia con los pronósticos de las encuestadoras, Elisa Carrió arrasó en las PASO de este domingo e incluso obtuvo un caudal de votos mayor al previsto. La candidata a diputada nacional por Vamos Juntos fue elegida por el 49,55 por ciento de los porteños, en una elección histórica que ni el propio Gobierno auguraba. “Estoy acostumbrada a perder, no a ganar -reconoció Lilita, que fue apoyada por 935 mil vecinos de la Ciudad-. Estoy conmovida y azorada. Siempre creímos en que la República sea posible y muchas veces parecía que todo el esfuerzo era sin sentido. Agradezco al pueblo argentino por esto”.
En segundo lugar se posicionó Unidad Porteña, que entre las listas de Daniel Filmus (Unidad Ciudadana) -el ganador de la interna-, Guillermo Moreno (Honestidad y Coraje) e Itaí Hagman (Ahora Buenos Aires) reunió el 20,73 por ciento de los votos. Un número recurrente para el peronismo en un distrito históricamente adverso.
La decepción de la elección fue Martín Lousteau. El candidato de Evolución cosechó apenas el 13,05 por ciento de los votos, muy por debajo del 25 por ciento que había obtenido en la primera vuelta de 2015, cuando peleó por la jefatura de Gobierno porteño. Su máximo rendimiento lo había alcanzado en el balotaje de ese año, que perdió ante Horacio Rodríguez Larreta, al convocar más del 48 por ciento de los sufragios.
Por último, relegado al cuarto lugar, quedó Matías Tombolini, postulante de Un País, la coalición que encabezan Sergio Massa y Margarita Stolizer. El economista fue elegido por el 3,91 por ciento de los porteños, apenas por encima de Marcelo Ramal (Frente de Izquierda y de los Trabajadores) y Luis Zamora (Autodeterminación y Libertad). En total, emitieron su voto 1.909.597 porteños, lo que representó el 75 por ciento del padrón electoral.

Similitudes en la Comuna 12
En Villa Urquiza, Saavedra, Coghlan y Villa Pueyrredon, donde votaron 146 mil vecinos, prácticamente se replicaron los resultados que arrojó el conjunto de la Ciudad de Buenos Aires. Vamos Juntos logró el 49,92 por ciento, Unidad Porteña bajó al 19,61, Evolución se mantuvo con 13,76 y Un País experimentó un pequeño crecimiento: 4,03.
Por otro lado, en la Comuna 15, que integran Chacarita, Villa Crespo, La Paternal, Villa Ortúzar, Agronomía y Parque Chas, Lilita Carrió obtuvo 6 puntos menos que en los barrios vecinos, mientras que Unidad Porteña casi tocó el 24 por ciento. En la Comuna 13 (Núñez, Belgrano y Colegiales), por su parte, el escenario para el oficialismo fue todavía más favorable: consiguió un aplastante 60,50 por ciento contra el 14,30 de la coalición peronista.

Sin chances
El requisito para presentarse en las elecciones generales del 22 de octubre era obtener en las PASO un piso del 1,5 por ciento de los votos. En ese sentido, no lograron el objetivo la alianza Convocatoria Abierta por Buenos Aires -que planteó una interna entre Claudio Lozano y Rafael Klejzer-, la Izquierda al Frente por el Socialismo -encabezada por Alejandro Bodart– y el Partido Humanista, entre otros signos políticos. También quedaron fuera de competencia Guillermo Moreno e Itaí Hagman, que fueron derrotados por Daniel Filmus en la interna de Unidad Porteña.

Crédito de la foto: Pedro Lázaro Fernández (Clarín)

Comentarios

Comentarios

http://periodicoelbarrio.com.ar/wp-content/uploads/2017/08/Lilita-150x150.jpg