A partir de marzo, todos los miércoles a las 19 se proyectará en el Complejo Cultural 25 de Mayo una película con precios populares. La función inaugural será el 10 de marzo, con un título elegido por los vecinos. Al cierre de esta edición, los filmes que se disputaban  el privilegio de recuperar el cine para la histórica sala de Villa Urquiza eran Camila, de María Luisa Bemberg (1984), Yo soy así, Tita de Buenos Aires, de María Teresa Costantini (2017) y Recreo, de Jazmín Stuart y Hernán Guerschuny (2018).
En el marco de los 90 años de existencia del Teatro 25 de Mayo -inaugurado el 23 de mayo de 1929- se presentará el ciclo El Noventón: una selección del mejor cine de los últimos 90 años. Cada mes estará dedicado a una década. En marzo podrán verse clásicos de 1929 a 1939; en abril se tomará el período que va de 1939 a 1949; en mayo  1949 a 1959 y así sucesivamente. Pero también habrá otro ciclo donde se proyectarán películas temáticas. En mayo, por ejemplo, habrá una película elegida por los vecinos y durante las vacaciones de invierno los más chicos tendrán su espacio, con una selección de filmes basados en cómics. Para agosto está previsto un homenaje a Carlos Gardel, con películas sobre tango. Hay 500 butacas disponibles y trascendió que el precio de las entradas será de 100 pesos.
Para concretar esta iniciativa, el Ministerio de Cultura de la Ciudad de Buenos Aires, de quien depende el Complejo Cultural 25 de Mayo, adquirió un proyector láser de 15.000 lumens full HD para las proyecciones digitales. También se acondicionó el antiguo proyector de 35 mm y se mejoró el sistema de audio con equipamiento Dolby Digital, para lograr un sonido envolvente 5.1. Para la terraza del complejo se adquirió, a su vez, un proyector, pantalla y sonido acordes para proyectar al aire libre.

El Cine Teatro 25 de Mayo fue inaugurado oficialmente el 23 de mayo de 1929.

El Cine Teatro 25 de Mayo fue diseñado en estilo barroco por el arquitecto Maximino Gasparutti. La piedra fundamental fue colocada el 25 de Mayo de 1925 y la sala abrió cuatro años más tarde, un 23 de mayo. La función inaugural ocurrió al día siguiente, con una obra que reproducía los hechos históricos de la Revolución de Mayo. Y la primera película que se proyectó fue Marquis d’Eon, el espía Pompadour (1928), de Alemania, con Liane Haid.
Enumerar los artistas que pasaron por su escenario es una tarea inagotable. Desde un primer momento estuvo llamado a codearse con grandes como Agustín Magaldi, Edmundo RiveroBruno GelberOlinda BozánJorge SalcedoAzucena Maizani y Libertad Lamarque. ¿Cuántos actos de fin de curso tuvieron lugar en el 25 de Mayo? ¿Cuántas veces sus salones se alquilaron para fiestas y representaciones teatrales de los vecinos, como las que hacía Gregorio Surif con los alumnos de su Instituto? Párrafo aparte para las presentaciones de Carlos Gardel, quien  estampó su autógrafo en alguna de las paredes del camarín cuando cantó entre junio y setiembre de 1933.
Tras su cierre en 1982, hubo 22 años de abandono hasta que el Gobierno de la Ciudad compró el 25 de Mayo para restaurarlo y restituírselo a sus vecinos, luego de años de luchar por su recuperación. Ahora el “Petit Colón” cumplirá sus nueve décadas de vida y las festejará haciendo lo que mejor supo en sus orígenes: proyectando cine.

Comentarios Facebook
https://periodicoelbarrio.com.ar/wp-content/uploads/2019/03/Teatro-25-de-mayo-1-150x150.jpg

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.