Camino al bicentenario: la Universidad de Buenos Aires cumple 199 años de vida

La casa de estudios más importante de Argentina e Iberoamérica tiene presencia en Villa Urquiza con la sede del Ciclo Básico Común conocida como “Drago”, ubicada en Holmberg y Roosevelt.

La Universidad de Buenos Aires fue inaugurada el 12 de agosto de 1821, tras un decreto del gobierno de la Provincia, con fecha del 9 de agosto. El acto de inauguración se realizó en la Iglesia de San Ignacio de Loyola, de Monserrat, con la presencia de Bernardino Rivadavia, gobernador de la Provincia, y el rector, Presbítero Antonio Sáenz, entre varias autoridades y público presente.

Para entonces, comenzaban a surgir nuevos intereses sociales y económicos en una Buenos Aires creciente con una realidad cultural de origen laico que sumaba protagonismo a través del comercio, el desarrollo económico, político y social rioplatense. Era necesario, entonces, impartir conocimiento útil para esta nueva sociedad que surgía y demandaba acción y resolución de problemas.

El acto de inaugural de la UBA se realizó en la histórica Iglesia de San Ignacio de Loyola, de Monserrat.

La educación elemental de la época era muy precaria y los jóvenes porteños que aspiraban a acceder a los grados superiores debían dirigirse, entre otros sitios, a Córdoba, Lima, Chuquisaca o España. Ante este panorama, las nuevas autoridades, el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Martín Rodríguez, y su ministro de Gobierno, Bernardino Rivadavia, se propusieron la renovación del sistema de enseñanza pública, tomando el presbítero Sáenz la responsabilidad y el trabajo de hacer realidad un proyecto que había surgido varios años antes.

Efectivamente, ya en 1771 las autoridades representantes de la corona tuvieron la iniciativa de una universidad pública en Buenos Aires, la cual fue probada por una cédula real. Sin embargo, esto no se concretó durante la época de la colonia y tuvieron que pasar 50 años para que fuera finalmente inaugurada la casa de estudios superiores que comenzaría a funcionar en la llamada “Manzana de las Luces”, en Monserrat.

La Universidad de Buenos Aires funcionó originalmente en la llamada “Manzana de las Luces”.

Organización y primeros años

Al organizarse la Universidad de Buenos Aires, se concentró en ella toda la educación pública, de los tres niveles. En ese entonces, en la UBA sólo se admitían varones. Durante los primeros años, los principales esfuerzos organizativos se centraron en los departamentos de Primeras Letras y Estudios Preparatorios; el resto de los departamentos se formaron con la incorporación de algunas de las instituciones de enseñanza superior que funcionaban en la ciudad desde hacía algunos años.

El Departamento de Ciencias Exactas, de Jurisprudencia, de Medicina y de Ciencias Sagradas completaron la organización de la universidad, aunque este último no comenzó a funcionar por falta de alumnos. La nueva casa de estudios presentó el atractivo de ofrecer cursos más ilustrados y laicos que los de las tradicionales universidades de origen colonial, atendiendo a las nuevas características de la sociedad porteña.

En general y salvo tiempos difíciles política y económicamente hablando, la Universidad de Buenos Aires se caracterizó por el desarrollo de las Ciencias Exactas y Naturales, lo que, en sus inicios, también la distinguió del resto de las instituciones, apartándola de modelos de enseñanza escolástica de influencia confesional.

En 1865 la UBA se organizó como una federación de Facultades y pasó a  ocuparse sólo de la formación universitaria, dejando para la provincia la responsabilidad de la educación inicial. El 18 de enero de 1881 fue nacionalizada y pasó a depender del Estado Nacional. Desde aquellos primeros años hasta la actualidad, la Universidad de Buenos Aires sufrió los vaivenes propios del país, de los tiempos y de las circunstancias políticas, sociales y económicas de una Nación.

A través de sus alumnos y docentes, su producción académica y científica, su proyección nacional e internacional, se pudo ver reflejada en ella la historia de nuestro país. Sufrió dificultades y también vivió épocas de gloria. Se fueron sumando nuevos protagonistas, las mujeres tomaron su lugar y ganaron espacios, se crearon facultades e institutos de investigación y llegaron más investigadores, alumnos, docentes y nodocentes.

La UBA, hoy

En la actualidad, tras casi 200 años de historia, la UBA es la universidad pública más grande del país. De acuerdo al último ranking QS 2020, figura en el 66° puesto a escala mundial, 1° en Iberoamérica, 1° en Argentina y es la única universidad en Iberoamérica en tener 5 premios Nobel. Además, posee 6 centros de cooperación internacional.

342.606 alumnos cursan actualmente las distintas ofertas académicas: 310.810  en carreras de grado, 26.385 de posgrado y 5.411 en las escuelas medias, con más de 20.000 egresados anuales entre grado y posgrado. El número de docentes asciende a 24.155 universitarios y preuniversitarios, mientras que los trabajadores nodocentes llegan a 13.442.

La UBA es la universidad más importante de Argentina e Iberoamérica.

Siguiendo con el área académica, cuenta con 13 facultades; 105 carreras de pregrado y grado; 6 establecimientos de enseñanza media con orientación bachiller, comercial, agropecuaria y técnica; y 26 sedes del Ciclo Básico Común (CBC), entre ellas la Leónidas Anastasi, que funciona desde 1985 en Holmberg y Roosevelt, Villa Urquiza, y se la conoce como “Drago”, dado el nombre homónimo que lleva la estación del Ferrocarril Mitre ubicada a tan sólo unos metros.

Hoy en día en la UBA se dictan 496 carreras de posgrado de las cuales 40 son doctorados, 151 maestrías y 305 carreras de especialización. En el ámbito de la investigación, existen 1.800 grupos radicados en la universidad, así como más de 1.500  grupos financiados directamente por la institución en programas de temas generales, desarrollo estratégico, interdisciplinarios y clínicos.

En Holmberg y Roosevelt, Villa Urquiza, funciona desde 1985 la sede del CBC conocida como “Drago”.

A esos números se agregan más de 5.300 investigadores formados radicados en UBA y más de 11.400 investigadores en formación cursando programas de maestría y doctorado. Además, en el área de la cultura y deportes, la universidad cuenta con el Centro Cultural Rector Ricardo Rojas, museos, archivo histórico, centros culturales en las Facultades, la Editorial Universitaria de Buenos Aires (Eudeba), Cine Cosmos UBA, Radio UBA 87,9 y campos de deportes.

Fuente: uba.ar

Comentarios Facebook