Correo de Lectores

Sr. Director: En la esquina de la Av. Triunvirato y Franklin Roosevelt, en la puerta del Banco Nación, se ha establecido una parada de taxis seguramente para ofrecer el servicio … Read More

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Sr. Director:

En la esquina de la Av. Triunvirato y Franklin Roosevelt, en la puerta del Banco Nación, se ha establecido una parada de taxis seguramente para ofrecer el servicio a los usuarios que salen de la estación Urquiza (sic) del subte B. Nada de malo tendría esta situación si no fuera porque las filas de autos que se forman sobre Triunvirato obstaculizan las paradas de los colectivos y en muchos casos hasta invaden la senda peatonal de esa avenida.

El Gobierno de la Ciudad no puede desconocer este hecho, ya que diariamente circulan por ahí patrulleros de la Policía Metropolitana, pero por lo visto nada hacen al respecto. Además debieran saber que los colectivos tienen prioridad por la cantidad de pasajeros transportados y por ser un transporte público.

Como opción para el ordenamiento de los taxis, se podría habilitar un sector sobre Franklin Roosevelt entre Triunvirato y Bauness, aunque esto implique quitar algunos espacios para estacionamiento de autos particulares.

Tal vez si la Asociación de Comerciantes de Villa Urquiza en vez de quejarse por la falta de garajes hubiera accionado antes que los demolieran a muchos de ellos para convertirse en edificios, la situación sería distinta. Pero esa es otra historia.

Hugo Campos
hcampos@inea.com.ar

 

Sr. Director:

Me permito disentir con las expresiones del editorial de febrero 2016, donde se achaca al ex ministro Florencio Randazzo haber desatendido las obras de remodelación de la estación Coghlan. Como asiduo usuario del Ferrocarril Mitre observé que en estas obras -y las correspondientes a las estaciones Carranza, Colegiales, Belgrano R y Drago- se trabajaba intensamente hasta que el 14 de diciembre del año pasado noté que se habían paralizado, supongo que por decisión de las nuevas autoridades de Ferrocarriles Argentinos.

Considero oportuna y encomiable la iniciativa de la vecina Evelina Rucci (N. de la R. Pidió intervención en el tema a la Junta Comunal 12), considerando que el Gobierno de la Ciudad y el nacional, del cual depende Ferrocarriles Argentinos, tienen la misma línea política, lo que debería facilitar sus gestiones.

José Quiroga
joluqu@gmail.com

 

Sr. Director:

Ante todo lo felicito por el periódico que dirige y por cómo ha ido evolucionando a través de los años. Hoy recibí el nuevo ejemplar luego de varios meses.

Tengo una hija discapacitada que traslado en silla de ruedas por el barrio de Villa Urquiza. Así como periódicamente en la sección “El fiscal de las calles” aparecen autos abandonados y baches, le consulto sobre la posibilidad de agregar aquellas calles que son intransitables o que agregan muchas dificultades para los discapacitados.

Por ejemplo, hace algunos años en Ávalos y Mendoza han hecho rampas para el libre acceso de discapacitados, pero debido a los desniveles que hay y por las obras mal terminadas es muy difícil la circulación.

Espero que la sugerencia de ocuparnos también de los discapacitados sea de utilidad y nos permita, a través del periódico, seguir mejorando la calidad de vida de los vecinos.

Alejandro Terzian
alejandro.terzian@bayer.com

 

Sr. Director:

¿Sabrán ustedes decirme a quién corresponde intimar al cumplimiento de la norma que establece la obligatoriedad de exhibir precios al público en la vidriera e interior de los comercios de la Ciudad? En Villa Urquiza un altísimo porcentaje de los negocios no lo acata. Y en los supermercados chinos suelen faltarle a muchos productos, aunque al menos estos dan ticket de compra.

Respecto de estos últimos, como descendiente que soy de inmigrantes radicados en el país hace largo tiempo (mi abuela paterna fue parte la primera generación de judíos nacidos en Argentina, allá por la última década del siglo diecinueve), siempre me interesaron las singularidades de las colectividades de origen extranjero llegadas al país. Sabido es que son muchas, y que salvando ciertas excepciones de migrantes -como la más reciente de gitanos y ucranianos, que recalaron por acá tras la caída de la ex URSS- la gran mayoría terminó estableciéndose de manera permanente.

Sin embargo los chinos y taiwaneses -no así los coreanos- a los que con gran dificultad idiomática he podido consultar, siempre me han respondido tener intención de volver a su país de origen, lo cual explica el por qué de su desidia en aprender nuestro idioma. Y más allá de que dicha aptitud debería ser un requisito municipal para el ejercicio del comercio “a la calle”, un sencillo cálculo del costo de instalación de cada autoservicio, más cierto conocimiento de las estrategias geopolíticas de China a corto, mediano y largo plazo, me llevan a pensar que “algo raro” hay detrás de la transitoria estadía de esta abnegada gente en nuestro país, ejerciendo una actividad que, como ninguna otra, permite aprehender los más básicos hábitos cotidianos de consumo de la población.

Por último, ante la constante variabilidad creciente y decreciente en la cantidad de ejemplares de cada tirada de El Barrio, me permito sugerirles modifiquen la leyenda del cuadro Garantía de Tirada (página 3), que dice “nunca ha parado de crecer”, sencillamente porque no es cierto. Nobleza obliga.

Adrián Klas
aklas@fibertel.com.ar

N. del D.: ¿Sugiere que la presencia china en nuestro país es parte de un proyecto de colonización a escala mundial y que los supermercados son bases espía camufladas? Cierto o no, es un excelente argumento para una película. En cuanto a lo que señala de nuestra tirada, tiene razón: en el verano decrece. Y si la inflación no se detiene, quizá debamos replantearla.

 

Escríbanos por carta a Av. Alvarez Thomas 3035 2º C, por fax al teléfono 4543-5728 o por e-mail a correo@periodicoelbarrio.com.ar

Comentarios Facebook
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •