El universo comienza en el barrio

Por Luis Alposta (luisalposta2016@fibertel.com.ar)

Cuando Hipodamos de Mileto, arquitecto y urbanista griego del siglo V a. de C., comenzó a planificar ciudades disponiendo que las calles se cortasen en ángulo recto, nos estaba predeterminando, a 2500 años de distancia, la cuadratura de la manzana, y la perpendicularidad de Altolaguirre y Congreso.

En estos pagos, conocidos en su prehistoria como Las Lomas, ubicados a 34º 33’ de latitud sur, y separados de Greenwich por 58º 25’ de longitud oeste, el sistema de cuadrícula entró en vigencia el 2 de octubre de 1887 con apenas 30 manzanas, para llegar a las 427 con que cuenta en la actualidad.

Luis Alposta, autor de esta nota, es el presidente de la Junta de Estudios Históricos de Villa Urquiza.

Hoy, su superficie (un cuadrilátero de, aproximadamente, veinte cuadras por lado) acusa 500 hectáreas y, aunque el espíritu de las mismas tenga límites que la Municipalidad desconoce, ha sido la tijera administrativa de un organismo técnico la que nos recortó a Villa Urquiza por las siguientes calles: Avenida de los Constituyentes, La Pampa, Av. Doctor Rómulo S. Naón, Franklin D. Roosevelt, Tronador, San Francisco de Asís, vías del Ferrocarril General Bartolomé Mitre, Núñez, Galván y Crisólogo Larralde (según ordenanza 26.607 del 21 de abril de 1972, B. M. 14.288).

Ya es tradición recordar que el barrio fue fundado por don Francisco Seeber el domingo 2 de octubre de 1887 (consignemos que esta fecha no ha sido documentada y que el mismo Seeber, en su libro Importancia económica y financiera de la República Argentina, registra como año de fundación el de 1888).

Caricatura de Francisco Seeber, fundador de Villa Urquiza, publicada en 1907 en “Caras y Caretas”.

Nombres anteriores: Paraje conocido como Las Lomas. Desde 1887 hasta 1901, Villa Catalinas. Posteriormente, una fracción de la misma fue llamada Villa Modelo (catorce manzanas, con tan sólo doce casas, cuyos límites estaban dados por las actuales Avenida Triunvirato hasta Bucarelli, entre La Pampa y Olazábal). Esta denominación no prosperó.

Por expreso deseo de los vecinos, entre quienes figuraba un importante grupo de entrerrianos, pasó a llamarse Villa General Urquiza a partir del 18 de octubre de 1901 tras un decreto firmado por Julio Argentino Roca y Joaquín Víctor González, Presidente de la Nación y Ministro del Interior respectivamente. La estación del ferrocarril, como consecuencia, también cambió el nombre por decreto del 17 de octubre de 1902.

Comentarios Facebook