En el Día de la Radio, recordamos con nostalgia a FM Urquiza

La emisora oficial del barrio dejó de transmitir en marzo de 2019, tras 22 años en el aire. Carlos Ingrassia, destacado locutor y vecino, fue su director.

  • 50
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Hace 100 años exactos, el 27 de agosto de 1920, Enrique Susini, César Guerrico, Luis Romero Carranza y Miguel Mujica dieron inicio a la radiofonía argentina cuando transmitieron la ópera Parsifal desde la terraza del Teatro Coliseo. Esa fue la primera transmisión de un programa de radio, realizada por cuatro aficionados que pasaron a la historia como los Locos de la Azotea.

Este hecho fundante, que motivó en nuestro país la celebración del Día de la Radio, nos lleva a recordar a FM Urquiza, la emisora oficial del barrio, que dejó de sonar el 31 de marzo de 2019, luego de casi 22 años interrumpidos en el aire. “Es por dificultades económicas y motivos personales”, explicó en su momento Carlos Ingrassia, vecino, locutor y director de la radio desde su fundación, el 1º de mayo de 1997. Pocos meses antes, cabe recordar, había fallecido prematuramente su hijo, Horacio Ingrassia, quien ejercía un rol fundamental como locutor, conductor, programador y director de contenidos de la señal 91.7, “donde vive el jazz”.

El fallecimiento de Horacio Ingrassia, hijo del director de FM Urquiza, fue uno de los desencadenantes del cierre de la emisora.

Los inicios

En 1996 el Arzobispo de Buenos Aires, Monseñor Antonio Quarracino, le ofreció al Padre Boris Turel, párroco de Nuestra Señora del Carmen, una radio para el templo. Entusiasmado por la idea, el sacerdote le propuso al vecino y locutor Carlos Ingrassia que se sumara al proyecto y fue así como nació, el 1 de mayo de 1997, FM Urquiza. “Siempre estuve muy relacionado con la Iglesia. Mi primera experiencia como locutor fue, de muy jovencito, haciendo de guía en las misas de 12 en la Parroquia del Carmen”, contaba Ingrassia.

El estudio inaugural se montó en su propia casa y en 2004 pasó a Cullen 5022. “Como el titular de la emisora es el Arzobispado de Buenos Aires, nuestra responsabilidad es no apartarnos de las verdades evangélicas, la Doctrina Social de la Iglesia y la Constitución Nacional. El Padre Boris quería una radio para que la escucharan los que no van a misa”, explicaba Ingrassia. En cuanto a la música, el sello característico de FM Urquiza siempre fue el jazz, “un canto que promueve la libertad y la unión de los pueblos”, como definía su director.

El Padre Boris Turel, recordado párroco de Nuestra Señora del Carmen, fue clave en el origen de FM Urquiza.

La familia Ingrassia tiene una larga tradición profesional y artística en Villa Urquiza. Víctor, padre de Carlos, inauguró en 1935 su estudio de fotografía en Triunvirato 4977, que durante cuatro décadas fue referencia obligada para retratar casamientos, bautismos o cumpleaños. Tres años después, en ese mismo lugar, nació su hijo, destacado locutor que antes de asumir como director de FM Urquiza desarrolló una prolífica actividad en radio (Continental y El Mundo) y televisión (Canal 13), entre otros medios, además de fundar la Creole Jazz Band en 1957. Su pasión por este género musical de origen estadounidense sería el germen de FM Jazz, antecesora a comienzos de los 90 de la 91.7.

Desde su fundación en abril de 1999, El Barrio compartió un vínculo afectivo y también informativo con FM Urquiza a través del intercambio de espacios publicitarios. El periódico incluso tuvo su propio ciclo radial en 2003, con el programa Los amigos de El Barrio, que integraban el director Marcelo Benini y los redactores Daniel Artola y Javier Perpignan. Este último también fue, durante muchos años, columnista deportivo de Las cosas de la vida, ciclo conducido por Carlos Beillard.

Comentarios Facebook
  • 50
  •  
  •  
  •  
  •  
  •