Las barreras de Nahuel Huapí seguirán clausuradas hasta mediados de enero

Su reapertura estaba anunciada para el 29 de diciembre, pero debido a un imprevisto en la obra el plazo se extenderá al menos dos semanas más. Hasta entonces, el tránsito hacia Cabildo será desviado al túnel de la Av. Congreso.

Su reapertura estaba anunciada para el 29 de diciembre, pero debido a un imprevisto en la obra el plazo se extenderá al menos dos semanas más. Hasta entonces, el tránsito en dirección a Cabildo será desviado al túnel de la Av. Congreso. Quienes quieran llegar a Villa Urquiza deberán acceder a través del viaducto de Monroe.

A mediados de noviembre, por tareas integrales de renovación, fue cerrado el paso a nivel de Nahuel Huapí y Estomba, cercano a la estación Coghlan. Originalmente este cruce permanecería inhabilitado hasta el viernes 28 de diciembre inclusive, según un cartel colocado a la altura de Tronador.


Sin embargo, pasaron los 45 días de obra, llegó fin de año y la calle no fue liberada al tránsito. De hecho, la chapa informativa apareció el 30 de diciembre con la fecha original tapada de pintura gris.

Consultados por este periódico, los operarios que se encontraban en el lugar informaron que enfrentaron un imprevisto. “Encontramos bajo tierra una loseta que impedía la estabilidad de las vías. Eso demoró los plazos”, dijo uno de los hombres a cargo de los trabajos.  La posible nueva fecha de reapertura es ahora el 15 de enero, aunque se observa un gran atraso. Hasta entonces, el tránsito en dirección a Cabildo será desviado al túnel de la Av. Congreso. Quienes quieran llegar a Villa Urquiza deberán acceder a través del viaducto de Monroe.
Recordemos que desde principios de diciembre se encuentra cerrado al tránsito el paso a nivel de la Avenida Álvarez Thomas, en Villa Urquiza. La medida se debe al comienzo de las obras de renovación en las vías del Ferrocarril Mitre, que se estima demorarán dos meses. Los trabajos, a cargo de Trenes Argentinos Infraestructura, del Ministerio de Transporte de la Nación, también incluyen el recambio de rieles, durmientes y piedra balasto, mejoras en el sistema eléctrico y la colocación de nuevas losetas de hormigón. Además se incorporarán nuevos laberintos en el cruce para transeúntes y señales con alertas luminosas y sonoras en ambos lados.

Comentarios Facebook